miércoles, 30 de marzo de 2011

-Me voy.
-¿Te vas? ¿Adonde?
-Me voy del pueblo, para siempre...
-¿Cómo? Pero, ¿por qué?
-Porque esta batalla me ha tocado perderla, no puedo seguir aquí, viendote cada día y seguir fingiendo que no siento nada. Si sigo aquí no voy a ser capaz de olvidarte nunca.
-Pero... no puedes hacerme esto, eres mi mejor amiga, yo no quiero que te vayas.
-Lo siento, pero es lo mejor.
-¿Lo mejor para quien?
-Para los dos, ¿no lo entiendes? para ti yo soy simplemente tu amiga, pero yo siento algo más...
-Joder.... no quiero que esto acabe así.
-No te preocupes, es solo tiempo, volveré el día que menos te lo esperes...
Y así sin más se marchó. Y nunca más supe de ella.

(MP)

No hay comentarios:

Publicar un comentario