miércoles, 25 de enero de 2012

;)

Y al final todos tenían razón. Intenté no quererte, y mientras más me lo repetía a mi misma, mas te quería. Mi problema siempre fue el mismo, miedo. Miedo de que fueras como todos los anteriores, miedo de que me hicieras daño, miedo de enamorarme otra vez de la persona equivocada... Y ahora todo está mal entre nosotros, todo por mi culpa. Por eso he tomado una decisión, he estado pensando, y me he dado cuenta de que la vida son dos días, y de que voy a conocer a mil tios, algunos serán unos auténticos cabrones, pero otros no, ¿y qué? ¿por qué las mis últimas relaciones hayan salido mal esta tiene que salir también mal? PUES NO. No señor, voy a sonreír,  voy a quererte, voy a ilusionarme, voy a enamorarme, voy a besarte cada día como si fuera la última vez, voy a vivir cada día como si fuera el último, y si me equivoco pues vuelvo a empezar, porque de los cobardes aún no se ha escrito nada. 
(MP)

No hay comentarios:

Publicar un comentario